La villa, colocada en la punta más nor-occidental de la isla, en el actual ayuntamiento de Anacapri, salió a la luz por Amedeo Maiuri entre 1937 y 1948 después de que su fondo fuera sepultado se donó al estado italiano por el escritor Axel Munthe para que fuera valorado.

Construida en la época julio-claudia en obra reticulada de cal, abandonada y dañada a continuación de una erupción del Vesuvio de 79 d.C., la villa sufrió alteraciones y destrucciones a continuación de la construcción de una torre de avistamiento de la época medieval y de fortificaciones borbónicas de finales del siglo XVIII. La parte destacada por la excavación y hasta ahora visible se refiere sólo a un lado de todo el complejo, el que al desarrollarse de oeste a este asomaba al mar. De este sector, originariamente de más niveles, se conservan sólo el trazado de la planta de los ambientes superiores, mientras que los inferiores, degradándose hacia el mar, se quedaron las construcciones unidas a la roca.
Se trata de la parte residencial de todo el complejo, constituida por una zona de representación, está caracterizada por una gran terraza con el ábside dirigido al mar desde el que se abre una serie de ambientes para estar (triclinio y dietae), y desde una larga logia panorámica de unos ochenta metros sostenida por arcos y pilares, con un soportal con seis exedras para sillas de descanso en el lado interior y un pórtico con columnas en el lado que da al mar.
La zona de habitación, colocada a los pies de la torre medieval y a la que se llega con una escalera colocada al final de la logia incluidos dos locales de estancia, una terraza panorámica, un vestíbulo y un cubículo. La villa originariamente tenía que ocupar un arca bastante amplia, como parecen indicar también los restos encontrados en lo alto de la logia, de una antigua cisterna y de restos de muros. Un problema todavía abierto es la identificación del originario acceso a la villa, que se supone fuera desde el mar a través de un atraque en punta de Gradola, desde el momento en el que la zona del actual Anacapri estaba antiguamente aislada y difícilmente alcanzable ya sea desde el puerto de Marina Grande, que estaba unida a la llamada "Scala Fenicia", y al antiguo centro habitado.

Extraído de "Storia e Monumenti", de Amedeo Maiuri, editado por I.P.Z.S.

Cómo llegar
Desde Anacapri, plazuela del Cementerio, con autobús de línea o, desde la plaza Vittoria, con taxi (10 min.).
Andando desde la plaza Vittoria, por via G. Orlandi, via Pagliaro y via Tuoro.
Desde Villa Damecuta, se continua, a través de la homónima via, para llegar a la Grotta Azzurra (en pullman o en taxi 10 minutos, andando a 25 minutos).